Y la nieve cayó desde el cielo de la plaza de la Iglesia

201

La Plaza de la Iglesia acogió anoche uno de los momentos más bonitos de la Navidad barreña como fue la gran nevada artificial. Cientos de barreños y barreñas, visitantes, familias completas disfrutaron de este acontecimiento. Cuatro cañones de espuma simularon nieve y cubrieron de blanco a todos los asistentes, recreando una estampa única en la Navidad barreña. El evento estuvo amenizado por la música de la zambomba flamenca del grupo Alfileres.

La delegada de Festejos, Carmen Roldán, mostró su satisfacción por la buena acogida que ha tenido este evento. “Esta nevada ha levantado mucha curiosidad y expectación. Media hora antes de que empezara a nevar la Plaza de la Iglesia ya contaba con bastantes vecinos, muchas familias con niños, a los que habían llevado para que pudieran disfrutar de esta particular fiesta”, añadió.